Orange is the new black 4-08

Emotivo episodio que pone las emociones a flor de piel, aunque también tiene momentos que te sacan una carcajada. Es lo que más me gusta de la serie, que sabe mezclar momentos verdaderamente dramáticos pero a la vez te hacen reír.

Las aguas vuelven a su cauce.

Drogadas

No hay nada como un buen colocón para que las aguas retomen su cauce y todo vuelva a la tranquilidad. El regreso de Nicky vuelve a poner de actualidad las drogas, y visto la situación por la que están pasando Piper y Alex, sirve de buena vía de escape. Así que la ex-pareja se pone al día y se cuentan todas las calamidades que han pasado en los últimos días, sin tener en cuenta del peligro que supone que Nichols vuelva a las andadas. Pero Red, que siempre se ha sentido muy madre de sus chicas, acaba dándose cuenta de todo, por lo que ayuda a Piper a camuflar el tatuaje y se entera de que Nicky vuelve a drogarse.

Paparazzi.

Judy King anda preocupada pensando que el grupo de Tasha quiere agredirla tras haber salido a la luz su programa de títeres de los 80, sin imaginarse que la miran tan raro porque andan mascullando cómo conseguir su exclusiva. Tras hablar con Poussey, su ayudante de cocina, deciden ayudar a las chicas a conseguir el fotón, pero sin decirles nada, por lo que la cara de Cindy cuando la presentadora se le acerca y le planta un besazo no tiene desperdicio. Ahora sólo falta que Taystee venda la foto y todas se repartirán el dinero tan ricamente.

No es oro todo lo que reluce.

Linda-pistola

Maritza ya se está cansando de ponerse en peligro cada vez que hay que sacar las bragas, pero María no le permite abandonar el negocio. Joe Caputo se está dando cuenta que Linda no es lo que pensaba, que no es buena persona, pero sus ganas de ser alguien y de tener a una persona a su lado vale más que su integridad moral, aunque espero fervientemente que acabe haciendo algo para solucionar la situación de Sophia, porque en el fondo es buena persona. Tucky inicia un acercamiento a Charlie, ya que este no interpretó lo sucedido como una violación. Ahora que sabe lo que ella sintió, se muestra arrepentido. No sé yo cómo va a acabar esto, pero lo que tengo claro es que a Big Boo no le va a hacer ni pizca de gracia.

PD. Realmente, MdDonald está muy buenarro, aunque me huele a mi que este taller no va a traer nada bueno.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s